Reseña “Dime que me Quieres”

GUhuCQAAQBAJCuando decido leer una novela, me dejo llevar por varios detalles. Lo primero es la sinopsis, si ésta me atrapa, hay un 85% de posibilidad que lo voy a leer, y el otro 15% se basa en detalles como el nombre de la novela, la imagen de portada, y el lugar donde se desarrolla la historia, y pues debo decir que cuando vi que Fabiana Peralta publicaría un libro titulado “Dime que me quieres”, corrí a leer la sinopsis, ahí me enteré que la historia se lleva a cabo en Francia,  y luego vi la portada que es limpia y tiene la torre Eiffel de fondo en trazos blancos. Por lo tanto me dije: Melina, esta novela tiene un 100%, así que TIENES que leerla.

Y bueno, acá estoy, tres días después de haberla comenzado a leer, y debo decir que me ha dejado más que satisfecha, y no sólo lo digo por el lugar donde se desarrolla, sino por el contexto de la historia que, a pesar de ser una historia sencilla y de fácil comprensión, está bien desarrollada, con personajes increíbles, bien descritos, con personalidades bien definidas y envueltos en situaciones relativamente realistas, situaciones en donde el amor entre Dominique y Paul se va desarrollando poco a poco.

Ains! ¿qué les puedo decir de este par? ¿Que son un par de cabezotas tal vez? Ella es una modelo hermosa, dueña de Saint Claire, reconocida, famosa, pero a pesar de su belleza y éxito vive llena de temores e inseguridades que son protegidas con una coraza de frialdad y prepotencia algunas veces.

Por otro lado tenemos a nuestro único Paul, un hombre recién llegado a París que además de ser muchas veces un engreído, presumido y orgulloso, debo decir que está para chuparse los dedos. Mmm cómo les explico… es como un hombre hecho de chocolate andando por la ciudad, pero no por su tono de piel, sino por lo sexy que es, por llevar ese cabello desordenado y por ese 6 pack que tiene en el abdomen que dan ganas de morder…mmmmm.

Pero con esto no les estoy contando la novela, sólo les he recordado un poco de lo que decía la sinopsis con un poquito más de descripción, pero lo verdaderamente bueno viene mucho después.La manera en que este par se conoce no es del todo agradable, y la forma en que se vuelven a reencontrar es completamente inesperada, pero como siempre digo, el destino se encarga de cruzar  nuestros caminos y cuando se empeña en algo, no se detiene hasta obtener lo que quiere.

Gracias al caracter de Dominique y Paul, chocan, siempre están chocando, ella con sus comentarios presuntuosos e innecesarios y él con sus respuestas de hombre engreído y conquistador… No! si es que son dos minitas de oro a los que dan ganas de golpear de vez en cuando por su necedad! pero ¡son lindos!

Los dos son orgullosos, aunque por motivos diferentes, pero a pesar de sus personalidades, ambos tienen lo suyo. Ella es una mujer que sabe reconocer cuando se ha equivocado, sabe pedir perdón, y él es un hombre que a pesar de su orgullo, siempre busca ayudar a los demás, es seguro de si mismo y reconoce lo que siente en su debido momento.

Los protagonistas se van conociendo y enamorando en medio de situaciones bastante comprometedoras para ambos, bajo la vista de varias personas a su alrededor, además, conoceremos a Andrés y Estelle que son dos piezas importantes en la vida de Dominique y Paul. Ellos serán como un pequeño impulso en la vida de nuestros protagonistas y estarán presentes en partes importantes de la novela.

Pero claro, no todo es color de rosa, ya que también conoceremos a Marc, un estúpido adinerado que creer que puede hacer lo que se le ronca la gana. Un egoísta, idiota sin escrúpulos que actúa de forma dañina cuando alguien no hace lo que él quiere. Es un imbécil con toda la regla! pero un mal necesario para la historia, ya que gracias a éste baboso se descubren una serie de secretos que desconocíamos.

Definitivamente la relación de Dominique y Paul se ve cargada de pasión desde un principio. Son una pareja explosiva realmente, ambos guapos y que se tienen unas ganas locas, y créanme que son tantas las ganas que harán que nosotras también las sintamos! JAAAAA!!!! Yo no sé si es por los personajes, por lo buenote que es Paul en la cama o por la forma tan impecable que tiene Fabiana de escribir estas escenas tan cargadas de pasión lo que hará que nuestro cuerpo tiemble como la gelatina cuando leamos estas escenas, pero créanme que vivirán y sentirán lo que esta pareja logra estando junta.

Una historia linda, cautivadora, llena de sentimiento y pasión donde nos encontramos con los errores que podemos llegar a cometer cuando nos dejamos llevar por el miedo, y la  desconfianza, que nos recuerda las veces que juzgamos a los demás sin antes escucharlos. Una historia en la que vemos que a veces los “amigos” solo son amigos de tus éxitos pero no de tus fracasos, que nos muestra que todos merecemos una segunda oportunidad y más cuando reconocemos nuestra culpa.

Una linda historia de que nos deja claro que a veces, basta con pedirle a alguien “Dime que me quieres” y escuchar una respuesta, para que nuestra vida se llene de luz, pasión, amor y de muchas amapolas rojas.

Anuncios

2 comentarios en “Reseña “Dime que me Quieres”

  1. Gracias Melina, me emocionaste y lograste dejarme sin palabras. Un placer que te haya gustado tanto mi novela.
    Tomo una frase de tu reseña que me encantó.
    “a veces, basta con pedirle a alguien “Dime que me quieres” y escuchar una respuesta, para que nuestra vida se llene de luz, pasión, amor y de muchas amapolas rojas.”

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s