Reseña “Tatuada en mi alma”

portada tatuadaLes juro que nunca pensé que me fuera a enamorada de un muchacho menor que yo, pero Mariel ha logrado que eso suceda, así que ahora me considero una mujer de 31 años cuyo corazón ha sido conquistado por Nacho, el hijo de Andrés Otero, protagonista de “Tatuada en mi Alma”.

Sin embargo, Ruggieri no se conformó con eso. No…. claro que no, porque también logró que abriera mi mente al 100% y me sintiera feliz con la relación que empezó con una chica de 14 años  y un chico mayor de 18, pero claro está que no estamos hablando de cualquier relación, estoy hablando de Paulina y Nacho. Esos dos jovencitos que conocimos en “Cuidarte el Alma”, hijos de Andrés y Gaby. Esos dos chiquillos a los que llegamos a querer por su forma de ser y que se convirtieron en dos piezas importantes en esa historia.

Ahora,  Reconozco que si hubiera visto esta situación en la vida real hubiera pegado un brinco o lo hubiera visto como algo incorrecto por el factor edad (sí, tengo un pequeño lado tradicional y conservador aunque no lo crean)  pero con esta pequeña novela las cosas cambiaron para mi, porque a pesar que nos demuestra que para el amor no hay edad, nos deja algo más… mucho más grande.

Lo primero que tengo que decir es que, cuando leí el primer libro nunca me imaginé que ese par terminaría así…¡JAMÁS! pero claro, a Mariel le encanta sorprendernos con historias inesperadas que van más allá de lo que pensábamos, y eso me encanta! ME ENCANTA! Ambos encajan perfectamente, ambos se llevan bien, ambos se dan seguridad mutuamente, se apoyan, se aceptan y se adoran. Ambos defienden su amor con capa y espada, y creo que es justamente su edad la que hace que luchen tan fuertemente por seguirse amando con libertad, llevándose de encuentro todo lo que se oponga, aunque esa oposición venga del mismo Andrés Otero.

Me encantó que la historia fuera narrada desde el punto de vista de Nacho. ¡Joder! ya quisiera que alguien me tratara así como lo hace él! Y no hablo sólo de la pasión que ese muchachito derrocha por naturaleza, sino por la forma en que le habla, o cuando le dice de esa forma tan natural “Cosa Hermosa”… es que sólo Mariel tiene la habilidad de hacer que uno sienta que el corazón se le derrite cuando lee una frase como esa… “cosa hermosa”…

Cosa…hermosa.

(Suspiro)…Sí, lo repito y lo repito porque me encanta como suena. Es que cada que lo escribo o lo leo siento que es Nacho quien lo está diciendo… ¿Pueden creerlo?

En fin, como les decía, la novela la cuenta Nacho, y gracias a ello logramos conocer profundamente sus sentimientos por Paulina. Nos damos cuenta como en un principio las cosas no fueron fáciles y conocemos paso a paso como y cuando se fueron dando las cosas de una forma inesperada e inevitable. Conocemos su desesperación en muchas ocasiones, su frustración, su locura y su amor… llegamos a sentir su amor y parece que escuchamos el latir de su corazón conforme vamos leyendo.

Les diré que me reí muchísimo mucho con dos personajes que aparecen (“Peter” y “Chirstian Grey”) ¡Ja! Es que la forma en que Nacho habla, la forma en que se expresa de ese par de “amigos de Paulina”, las ocurrencias que dice…es único, Nacho es único.

Y Paulina… la verdad es que desde que apareció en la primera novela, se supo que tendría un carácter especial, que sería independiente, hermosa y muy segura, con una forma natural de seducir y de volver loco a Nacho. Es una chica que vive sin impedimentos, demostrando que la sordera que padece no sea un impedimento para ser feliz ni para tener el carácter que tiene. Ella es tan llena de vida y tan llena de pasión que no se limita, la deja fluir y claro, es Nacho quien más lo disfruta.

Una novela corta que nos deja grandes enseñanzas, que nos muestra la forma en que el amor puede llegar a mover el mundo de dos jovencitos de una forma arrebatada y cargada de locura, enseñándonos que cuando el amor llega a nuestras vidas no mide consecuencias, y que sólo se siente, se vive, se disfruta.

Una historia que nos muestra que el amor puede convertir a un jovencito en un hombre. Un hombre que puede llegar a aprender que la “sensibilidad no se esconde” y que una mujer tiene el poder de barrer con todos los temores y dudas que un hombre puede tener, haciendo que cada día sea “una maravillosa aventura”

Que nos enseña que los miedos existen sin importar la edad. Miedos de perder a las personas que amamos, miedo de perder a nuestras familias, miedo de equivocarnos, pero que también nos deja claro que el valor es enfrentarse a todo lo que se venga, y a la vez, es cuidar, velar y proteger a aquellos que amamos, poniendo incluso en riesgo nuestra vida.

Una novela que te deja con ganas de más, que te conquista. Que nos enseña el poder que puede tener una canción cuando es dicha con sentimiento y amor.

Una historia que queda “Tatuada en nuestra alma”, dejándonos claro que cuando el amor llega, logra que nos olvidemos del mundo y que nos llevemos de encuentro todo… incluso a los siete pecados capitales.

¡Ahora a esperar ansiosamente “Paulina cuerpo y alma” que ya está en preventa!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s