Reseña de Lazos de Cristal

Uffff! cuando me enteré que Kristel Ral11407031_466074390225647_8353991382569488124_nston sacaría un nuevo libro, me apunté sin pensarlo dos veces ya que como saben, soy seguidora de esta escritora, pero cuando me enteré que los protagonistas de dicha novela eran publicistas, me entró un ataque de emoción… ¿Por qué? pues porque soy publicista! y conociendo lo que es Kristel, sabía que haría un excelente trabajo con la descripción de los personajes y ambientes.

Por su puesto, no me equivoque con “Lazos de Cristal”

Ralston tiene una manera increíble de crear personajes que nos conquistan desde un principio, aunque estos sean unos odiosos sumamente guapos e irresistibles a los que odiamos en un principio y luego amamos con todo nuestro corazón.

Les diré que en este caso no odié a ninguno de los protagonistas, aunque sí existieron sus diferencias y errores, como en toda historia, pero acá, tanto Matt como Victoria son personas con personalidades bien definidas que caen bien desde un principio, aunque por momentos sí dan ganas  de abofetearlos.

Matt es un hombre que espero algún día tener como compañero de trabajo, y no solo porque está buenote, sino porque como jefe en una de las agencias de publicidad más conocidas del país es increíble. Creativo, sexy, perseverante, hermoso, líder, y le mejor, un amante que creo que todas las mujeres del mundo desearían tener. Así que sí, lo quiero de compañero de trabajo y créanme que si lo tuviera en esta oficina, mandaría al demonio mi regla de no mezclar placer con trabajo…JA! ESO SERÍA IMPOSIBLE!

Por otro lado está Victoria, una mujer que que siempre ha estado enamorada de Matt, pero que por razones de la vida y a consecuencia de una mala situación, decide tomar las riendas de su vida estando muy joven y se aleja de nuestro papasito Matt. Ella comienza su camino, también como publicista pero en su propia agencia, pero debido a una noticia que golpea su vida, se ve obligada a a cerrar su empresa.

Y bueno, es ahi donde comienza lo bueno de la historia.

A ambos les toca vivir situaciones difíciles, a él por su pasado y a ella por la situación que está viviendo en el presente, una situación que lleva en sus hombros como una carga y que en algún momento de la historia, tendrá que encarar.

Definitivamente, cuando existe química entre dos personas, no hay nada que puedas hacer, simplemente te pierdes, te dejas llevar, te dejas envolver, te entregas a lo inevitable, disfrutas, gozas, y más si es un hombre como Matt… ¡Gggggrrrr! ¿quien no va a caer en las manos de ese hombre? ¡por Dios!

¡Uuuufff!

Bajo el nítido estilo de Kristel y su narrativa tan bien estructurada y ligera, nos adentraremos en la aventura de estos dos publicistas que tendrán que compartir juntos algo más que una campaña de publicidad que es determinante para agencia para la que trabajan.

Las escenas pasionales te dejan con ganas de muchas cosas… es decir… cosas como… ya saben. Escenas descritas de forma elegante y detallada con las que logras imaginarlo todo y convencerte el tipo de hombre que es Matt en la intimidad y la conexión que tiene con Victoria. Lo mismo sucede en el trabajo, durante los procesos creativos y durante la narración de los acontecimientos que han marcado la vida de ambos.

En la historia conoceremos otros personajes como Chloe, Lily, Devon, John, la estúpida de Claire, y otros personajes que con el pasar de la novela iremos conociendo y viendo la importancia que tienen en cada uno de los protagonistas. Alguno de ellos han marcado su vida, otros personajes llegan para marcar un futuro, y habrán otros que solo estarán de paso.

Sea como sea, cada personaje tiene una misión dentro de la historia, no todos aparecen por gusto, todos, aunque no lo parezca, resultan ser una pieza importante en la vida presente o pasada de Matt y Victoria y eso hace que la novela sea aún más interesante.

Una historia que te habla del perdón, del valor, de la perserverancia, de la lucha por salir adelante dejando atrás un pasado no merecido ni buscado, una novela donde los errores se vuelven en verdaderas enseñanzas, donde el amor no se rompe así por así, donde la culpabilidad nos muestra hasta donde es capaz de hacernos llegar por ella, donde los secretos surgen en el momento menos esperado.

Una novela que nos deja claro que “la mayor lealtad es la promesa de ser fiel a ti misma y a tu corazón”  y que nos invita a luchar y ser leales con nosotros mismos, demostrándonos que incluso unos “Lazos de Cristal”, se pueden convertir en lo más fuerte cuando el amor está presente.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s