Reseña “Una segunda oportunidad”

811wFry3mLL._SL1500_Reconozco que cuando comienzo a leer un libro y conozco a los protagonistas, mi mente comienza a maquinar para plantear las diferentes opciones de lo que será el rollo de la historia. Sí, es una mala costumbre, pero lo que más disfruto de eso es cuando lo que creí que sería, no resulta ser, o cuando me doy cuenta que estuve cerca y no imaginé lo que resultó al final.

Es ahí cuando una novela que creí con un problema predecible, se convierte en todo lo contrario y te dice ¡TOMA YA! y me mantiene pegada hasta que llego al final, porque me doy cuenta que no me di cuenta de las señales… pero luego me doy cuenta de que ¡no hubieron señales!…no se te presentan,  y si lo hacen, tu mente se enfoca en otra cosa.

Pues bien, en esta ocasión fue Victoria Aihar quien me dio el toque de gracia con su novela “Una segunda oportunidad”... aunque la verdad es que, después de haber leído “Una Canción Para Abril”, debí saber que la autora le daría un giro inesperado a su segunda novela ¡y me ha encantado!

La historia de Brisa y Guillermo… (suspiro)… es una historia enternecedora. Dos almas que se cruzan en el camino y que al encontrarse encajan perfectamente, como un rompecabezas. Brisa es la pieza que le faltaba a Guillermo y Guillermo es la pieza que le faltaba a Brisa. Son el uno para el otro y se llevan de encuentro cualquier obstáculo que se pone en su camino, y lo digo especialmente por el trabajo de Guillermo y su vínculo con Brisa… aunque bueno, hay un par de detalles que resultan difíciles de solucionar por el carácter de los dos, pero al final todo  sale bien.

Una de las cosas que más me gustó es que ella tiene un defecto en su rostro, una marca que solo las personas que son materialistas y plásticas le dan atención, pero que es invisible ante los ojos del amor.

La marca que lleva Brisa, es el recuerdo de un suceso que le dio a Brisa una segunda oportunidad. Una segunda oportunidad para cambiar la vida que llevaba por razones que ya conocerán y que la llevó a convertirse en una hermosa bailarina de danza árabe.

Guillermo…¡Ains!… él es bello, muy especial realmente, y además adora a Brisa por sobre todas las cosas. La valora, la cuida, la ama, la protege… Un hombre profesional que también ha tenido que salir adelante después de un suceso que marcó su vida de forma importante.

En las páginas iremos viendo como Victoria Aihar logra envolvernos en esta historia a través de una narrativa sencilla y nítida. Conocemos los detalles de la relación que se va dando, además de otra por ahí que ya conocerán, pero sobre todo nos toparemos con el juego del destino.

El destino…ese es como un niño al que le encanta jugar y siempre busca la forma de hacer que las cosas sucedan sea como sea, y a veces puede ser bastante dificil entender por qué hace las cosas tan complicadas!

Joder! Es que ¿Acaso no es más fácil cruzar los caminos de dos personas y dejar que sean felices?…NOOO! El destino siempre juega, nos junta, nos separa, nos sorprende, nos vuelve a unir, y así sucesivamente,  y lo digo por lo que les toca vivir a Brisa y Guillermo.

Créanme, llegará un punto de la novela en que quedarán boca abierta y querrán meter a Guillermo a un tacho de basura. Un punto en el que se preguntarán ¿Por qué? ¿por qué las cosas tienen que ser difíciles a veces? ¿Por qué hay gente tan egoísta? ¿por qué existe la desconfianza? y digo lo de la desconfianza porque cuando suceden cosas inesperadas, a veces éstas nos causan ceguera y amnesia, nos hacen olvidar el amor que tenemos por alguien, nos hacen olvidar la confianza, nos hacen olvidar el tiempo que se ha compartido, nos hacen olvidar todo.

¿Y después?… Después llega el análisis, el arrepentimiento, la desesperación y la soledad al darte cuenta del error que hemos cometido, sin embargo, te das cuenta que nada puede detener el amor que existe entre dos almas, dejándonos claro que  así como a veces las cosas se empeñan en separarlos, el destino se encarga de volverlos a juntar, aunque sea de la forma más inesperada

Una segunda oportunidad es una historia que nos enseña que la vida es un regalo, es como un milagro, y que el hecho de vivirla con intensidad es una forma de honrarla, de darle gracias por el simple hecho de poder respirar. Un libro que nos hace entender que no somos eternos, que todo puede cambiar de la noche a la mañana, en una hora, en unos minutos, en un segundo, dejándonos claro que debemos aprovecharla, sentirla y disfrutarla porque la vida es sólo una, y las segundas oportunidades no siempre se nos presentan.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s